7 de enero de 2017

Elizabeth Gaskell: Norte y Sur


Norte y sur
Autor: Elizabeth Gaskell
Título original: North and South
Género: Clásicos - Drama
Año de publicación: 1854
Páginas: 708







Sinopsis
Norte y Sur fue bien recibida, en general, por la crítica de la época y algunos autores actuales la consideran como la más conseguida y la más original de las npvelas de Gaskell. La protagonista, Margaret Hale, y su familia se trasladan desde la rural y sureña Helstone a Milton-Northern, una ciudad industrial en el norte del país, cuando su padre renuncia a su puesto como pastor anglicano. Allí conoce a John Thronton, propietario de una fábrica textil, y al sindicalista Nicholas Higgins y su hija. A través de uno y de otros conocerá las dos caras de la industria textil y se involucrará en ambos mundos, sufriendo ella misma una importante transformación.


Opinión

«Y sin embargo, ya ve, Norte y Sur se encuentran y traban amistad, como quien dice, en este gran lugar cargado de humo.»

Primero que nada: éste no es un libro romántico sino dramático.
Ésta es la historia de Margaret Hale, una muy victoriana jovencita que luego de pasar varios años en Londres junto a su tía y su (frívola) prima vuelve a a la casa de sus padres en el sur de Inglaterra, a un pueblo rural llamado Helstone. Sin embargo no va a disfrutar mucho tiempo de la vida que tanto ama allí porque muy pronto su padre decide –por motivos que nunca quedan completamente explicados– que ya no quiere vivir en Helstone siendo clérigo, y es por eso que él decreta que se van a ir los tres a vivir a Milton, una ciudad industrial en el norte de Inglaterra.
Un detalle colorido de esta situación es que él tomó la decisión solo, le avisa a Margaret unos pocos días antes de que tengan que mudarse, y no se anima a comunicárselo a su insoportable dramática esposa así que le pide a su hija que se lo diga por él. Sin comentarios.

A partir de este punto todo el libro va a girar en torno a la vida de los Hale en esta sucia, oscura y ruidosa ciudad industrial donde –a pesar de sentirse superiores al resto– poco a poco irán trabando relación con algunos de sus habitantes. Así conocerán al señor John Thornton, dueño de una fábrica textil y hombre hosco y sencillo a pesar de su fortuna. Él y Margaret se encontrarán instantáneamente desagradables (ella se cree más que él y él la encuentra demasiado soberbia) pero a pesar de todo sus caminos se van a cruzar con relativa frecuencia, aunque eso no signfica que se van a dirigir la palabra. En serio, si buscan romance vayan a otro libro.

El gran tema central de Norte y Sur es la relación de los obreros con sus patronos y las condiciones de trabajo espantosas en las que se encontraban los empleados industriales en la época victoriana. De lo que más se va a hablar es de las huelgas, de lo déspotas que son los patronos y por otro lado, de cómo los patronos no siempre logran el capital necesario para mantener a todos sus empleados, lo que hace que tengan que bajar los sueldos por fuerza mayor.
Esta enemistad/circulo vicioso se va a tratar durante la mayor parte de los capítulos, y en ellos Margaret será espectadora y semi vocera de ambas versiones. Una cosa que me irritó durante un buen tiempo sobre ella (además de que me cayó mal hasta casi el final) es que se mete a hablar de cosas que no conoce y se basa en comentarios de una sola persona para defender causas como si las tuviera vistas de toda su vida. Y para peor, cuando después habla con alguien que piensa distinto adopta, ese nuevo pensamiento sin intentar buscar un punto intermedio.

En general tengo que decir que ningún personaje me cayó realmente bien. Todos son muy prejuiciosos y se apresuran a sacar conclusiones precipitadas y erróneas sobre los demás, y sólo me encontré simpatizando con tres personajes... aunque no de forma constante. Thornton, por ejemplo, empezó a caerme bien pasado una escena clave y no me di cuenta de eso hasta varios capítulos después.
Pero quiero centrarme en Margaret, la más protagonista. Me intrigó bastante que todos los personajes que la tratan tarde o temprano acaban mencionando lo encantadora que es, cuando ella –si bien es despierta y buena hija– trata a todos con un claro aire de superioridad, es despectiva y hasta maleducada por momentos, extremadamente prejuiciosa, se cree juez de todos y señala con dedo acusador a los que siente que están obrando mal (y para colmo después se arrepiente), es desagradecida, se ofende por cosas que debería tomar como elogio, es bastante inconstante en su piedad y sin embargo siempre encuentra la forma de justificar sus actos. También es curioso que llegado un punto se va a obsesionar con un pecado que siente que cometió, cuando se pasó todo el libro pecando de soberbia a tal extremo que casi hace rechinar los dientes.
Afortunadamente evoluciona y se vuelve más sencilla en ciertos aspectos, pero ese cambio tarda en llegar. Si hubiera pasado más tiempo siendo como es hacia el final definitivamente habría disfrutado más de esta lectura.

Hay algo que no me terminó de convencer de la estructura de esta novela, (y uso esa palabra porque la misma autora la usa al principio cuando dice que tiene "estructura pobre") y es la cantidad de capítulos que usa para girar siempre sobre el mismo conflicto empleados+sindicatos+patrones y lo rápido que empieza a resolver todas las otras historias en el último cuarto del libro. Personalmente me hubiera gustado que se extendiera menos con el conflicto obrero –el punto queda perfectamente claro desde la primer mención, y con la mitad de los capítulos hubiera estado más que bien– y nos permitiera ver más de la relación entre personajes y otros sucesos importantes (y dramáticos) que muchas veces se explican en una frase al pasar, como el final o el tema de Frederick.
De todos modos me sorprendí cuando lo terminé, porque si bien durante bastante sentí que la historia no avanzaba, en ningún momento me aburrí o sentí la fea necesidad de saltear partes.

No vi la miniserie aún así que no sabía con qué me iba a encontrar, pero sí he leído comentarios que comparan a Norte y Sur con Orgullo y Prejuicio... y sinceramente no me explico por qué. El único parecido que encuentro es que hay un hombre y una chica que son orgullosos y (muy, muy, muy) prejuiciosos y que en principio no se llevan nada bien. Hay momentos en los que se habla de amor pero son los menos y definitivamente no es el centro de la historia ni la gran preocupación de la protagonista.

Si buscan romance busquen en otro lado, pero si quieren leer un libro que aborda los dos estilos de personaje victoriano más extremos, Norte y Sur los retrata bien, aunque no siempre resultan simpáticos para la mente moderna.



Calificación: 3.5/5
Bueno

2 comentarios:

  1. A pesar de los puntos negativos que comentas, parece una novela interesante y al ser un clásico tan famoso seguro que tarde o temprano lo leeré.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que a pesar de todo está bien, pasa que me puse criticona xD. Es lindo conocer los clásicos, si si.

      Eliminar

Si están buscando en dónde pueden descargar o conseguir un libro, no es aquí donde encontrarán la respuesta.
Los mensajes que sólo son para promocionar otra página serán considerados spam y eliminados.